MINI BIZCOCHITOS DE CENTENO Y CACAO

3.12.19


Unas bizcochitos diferentes no sólo por su aspecto, sino porque si esperas encontrar un bizcochito dulce, ya te digo que estas apenas lo son. Pues la cantidad de azúcar que contienen es mínima, por lo tanto el sabor del centeno y el cacao se aprecia enormemente, y te aseguro que son un bocado fantástico!

La verdad, es que en casa, nos hemos acostumbrado a reducir el azúcar de tal manera, que lo único que utilizamos es panela o miel de manera muy reducida en los dulces. En un café, que en mi caso lo tomo con leche de avena, utilizo canela, y en una infusión, o no utilizo nada o en alguna ocasión una pizca de miel.

Aún así, he de decirte que si las prefieres más dulces, es tan sencillo como añadirles más cantidad de azúcar a la receta y listo! 


GALLETAS DE CENTENO Y CACAO


Ingredientes
150 gr Harina integral de Centeno
125 gr Harina integral
30 gr Cacao puro en polvo
10 gr Levadura en polvo
40 gr Panela
15 ml Pasta de Vainilla
90 ml AOVE
1 Huevo
Una pizca de sal
30 gr Copos de Avena



Elaboración
Calienta en horno a 180°, con calor arriba y abajo.
Forra una bandeja con papel de horno.

 Mezcla los ingredientes secos en un bol:
Harina integral de centeno, Harina integral, Cacao puro en polvo, Levadura, Pizca de sal.
En otro bol, mezcla los ingredientes húmedos incluyendo la Panela y:
Pasta de vainilla, AOVE, Huevo

Añade al bol de los ingredientes secos, los ingredientes húmedos y mezcla bien.
Por último añade los copos de avena y mézclalos con la masa.

Con la masa lista, ayúdate de un sacabolas de helados. Llena este a la mitad para cada bizcochito.
Deja caer cada bola en el papel de horno, dejando un poco de espacio entre cada uno de ellos, aunque estos bizcochitos como ves no se expande prácticamente nada!

Hornéalos durante 15 minutos aproximadamente.
Saca del horno la bandeja y deja esta reposar sobre una rejilla hasta que se templen.
Después quita la bandeja y deja que se terminen de enfriar sobre la rejilla directamente.

¡Ya están listos!


Espero que te haya gustado la receta que te he traído hoy ♥

¡Nos vemos pronto con más!

Patri

QUICHÉ DE ESPINACAS Y JAMÓN

3.4.19



Si te gustan las espinacas y el jamón, sin duda esta receta te va a encantar! Porque es como cuando te prepararas unas ricas espinacas rehogadas con jamón, ¡que están para chuparse los dedos! Sólo que le vamos a añadir tres ingredientes más para darles más sabor aún y junto con una masa, (que aunque yo te doy la receta para que la prepares tu misma en casa, si el tiempo te va justo, también puedes comprarla hecha, aunque sin duda nada que ver con la que tu misma puedes hacer y que tampoco te llevará tanto tiempo) te aseguro que va a ser una receta muy socorrida para cualquier plan de comidas y comer muy rico! Y sino, hecha un vistazo a la receta, verás como en poco más de media hora, puedes tener una cena o una comida bien rica y lista para saborear!



QUICHÉ DE ESPINACAS Y JAMÓN

Ingredientes

Para la masa quebrada:
250 gr Harina
125 gr Mantequilla fría en dados
60 ml Agua fría
1 Pizca de sal

Para el relleno:
250 gr Espinacas frescas
1 Puerro cortado en juliana
3 Lochas de jamón cortado en trozos no muy grandes
1 Huevo
150 ml Leche evaporada
Sal
Pimienta en polvo
Aceite de Oliva virgen extra
40 gr Queso Gouda rallado


Elaboración

Para comenzar a preparar la receta lo primero que debemos hacer es preparar la masa quebrada, pues esta necesita un tiempo de reposo antes de poder manipularla, así que para ello mezclamos la harina con la mantequilla, que podemos hacerlo en un robot de cocina como la Thx con unos golpes de turbo, hasta que nos quede una masa arenosa. Si no disponemos de un robot de cocina, podemos hacerlo con las manos bien lavadas antes, hasta que la mantequilla quede bien integrada en la harina. 
Seguidamente añadimos el agua fría y una pizca de sal. Podemos mezclar de nuevo con las manos o si dispones de un robot de cocina, mezcla a velocidad alta. En la Thx, a Velocidad 6.
Saca la masa del bol, forma una bola con ella y aplástala un poco para que luego nos sea más fácil extenderla. Envuélvela en film de cocina y déjala que reposo entre 15 minutos y 2 horas en el frigorífico.

Mientras enciende el horno con calor arriba y abajo, a una temperatura de 200°.

Una vez transcurrido el tiempo, coloca un papel vegetal sobre la encimera y sobre este coloca la masa quebrada. Tápala con otro papel vegetal y con la ayuda de rodillo estira la masa, hasta formar un círculo lo suficientemente grande para cubrir tu molde. Yo he utilizado un molde redondo de los que el plato de abajo queda suelto para sacarla fácilmente cuando esté hecha!, y alrededor hace unas pequeñas ondas que quedan muy bonitas una vez horneada la Quiché ♥
Cuando tengas estirada la masa, quita el papel vegetal superior y ayudándote del rodillo y el papel vegetal de abajo, vuelca la masa sobre el molde, cubriendo bien tanto la base como los lados. Si por algún casual se te rompe la masa en algún borde, no te preocupes, esta masa es muy agradecida! Coloca de nuevo el trozo en su lugar con las manos y paciencia y listo!
Retira el papel vegetal y arrúgalo con las manos. Pincha con un tenedor la base de la masa en toda la superficie de esta para evitar que suba durante la cocción en el horno. Ahora coloca el papel que has arrugado, estirándolo sobre la masa. Haberlo arrugado antes te ayudará a que se adapte mejor a la masa en el molde. Vuelca sobre el papel algún tipo de legumbre para ayudar a que haga peso sobre la masa y esta no suba. Yo suelo utilizar unos garbanzos que ya tengo reservados para cuando preparo este tipo de masa, pues recuerda que una vez estén fríos puedes reservarlos para la siguiente ocasión.

Hornea la masa durante 10 minutos a 200° o hasta que esté dorada.

Mientras tanto vamos preparando el relleno, que no tardamos nada! Y para ello...coloca una sartén en el fuego a temperatura media para empezar a preparar el relleno mientras reposa la masa. Añade un chorrito de aceite en la sartén y echa las espinacas. Deja que se hagan a fuego medio y una vez cocinadas, retirálas del fuego a un bol o plato. En la misma sartén, añade de nuevo otro chorrito de aceite y echa el puerro picado en juliana. Cuando esté casi cocinado, añade las espinacas de nuevo, junto con el jamón serrano, rehoga un par de minutos más y retira del fuego..
En otro bol a parte, bate el huevo con la leche evaporada, incorpora la mezcla de espinacas, puerro y jamón que tenías reservado y mezcla bien.

Para entonces ya estará lista la masa, así que sácala del horno y colocala sobre una rejilla. Retira el papel y los garbanzos, pero con cuidado que los garbanzos quemarán mucho. (Recuerda dejar que se enfríen y volver a guardalos para otro día!).
Rellena la masa con la mezcla de espinacas que tenemos reservadas, ralla por encima un poco de Queso Gouda y hornea durante 18-20 minutos. Recuerda antes de sacar la Quiché del horno comprobar que está hecha y esto te será facil de ver, porque el huevo habrá cuajado para entonces.

Coloca sobre una rejilla mientras pones la masa, demolda y todos la mesa a comer....o a cenar! Lo que tu prefieras! ♥

Espero que te haya gustado la receta que hoy comparto contigo y que te animes a prepararla!
Nos vemos pronto con nuevas recetas! ♥



LA RECETA
  de Patricia

PAN DE LIMÓN CON SEMILLAS DE AMAPOLA

17.3.19


Soy una amante de la lectura. Se me pueden escapar las horas sin darme cuenta con un libro entre las manos. Aunque tengo géneros y escritores que me encantan y de los que siempre ando pendiente por si sacan algún nuevo libro, también tengo momentos en los que me encanta descubrir nuevos escritores, como me ha ocurrido con este libro que leí hace poco.

ENSALADA DE ESPINACAS Y BONIATOS ASADOS CON NUECES

29.1.19



En casa nos encantan las ensaladas en todas sus variedades, no tenemos manías! De hecho la mayoría de las noches solemos prepararlas combinando diferentes ingredientes, pues anda que no existen alimentos que podemos mezclar para prepararlas, como la que te traigo hoy. Una ensalada de espinacas, que está bien rica y que además me parece perfecta para una cena o incluso para una comida con un acompañamiento. Así que no te pierdas la receta, porque es de lo más sencilla de preparar y estoy segura de que el resultado te va a encantar! 


¡Vamos con la receta....!


INGREDIENTES
2 Boniatos medianos
2 Ajos
200 gr Espinacas baby
6 Nueces
75 gr Queso de vaca Morbier* o similiar
Sal
Pimienta negra molida
30 mlAceite de oliva virgen extra

* El queso Morbier, es un queso Francés que recibe su nombre por el pueblo donde se elabora, llamado igualmente, Morbier, y que está situado muy cercano a la frontera de Suiza. Es un queso que obtuvo su reconocimiento como DOP (Denominación de Origen Protegida). Se caracteriza por una franja de cenizas de carbón vegetal que separa el queso en dos capas. Es un queso mantecoso, con un ligero sabor a nata y un aroma que mezclado con su sabor, hará que no quieras dejar de comerlo!

* Todos los ingredientes utilizados en este receta son ECO.


ELABORACIÓN
1. Precalienta el horno a 180° con calor arriba y abajo.
2. Limpia bien los boniatos y ásalos en el horno junto con los ajos (ambos ingredientes con su piel), con la bandeja a media altura, durante unos 45-50 minutos en el caso de los boniatos y unos 15-17 minutos en el caso de los ajos. Todo dependerá un poco del tamaño tanto de los boniatos, como de los ajos. Comprueba antes de sacarlos que están hechos pinchándolos con un palito, y listo!
3. Cuando los saques, ponlos sobre una rejilla para que se enfríen por completo.
4. Una vez fríos, pela ambos ingredientes, tanto los ajos como los boniatos.
5. Corta los boniatos en taquitos de un centímetro aproximadamente.
6. Aprovecha para cortar también el queso, similar en tamaño al del boniato.
7. Pelas las nueces y rómpelas en trozos más pequeños, similar en tamaño al resto de ingredientes.
8. En un bol echa el aceite de oliva virgen extra, con un poco de sal y pimienta, y añade los ajos pelados. Tritura con la batidora y reserva como aliño para la ensalada.
9. Ahora monta la ensalada colocando las espinacas baby, los boniatos, el queso, las nueces y por último aliña la ensalada con el aceite que hemos preparado con el ajo asado.

¡Ya está lista la ensalada! Perfecta para una cena, o como un primer plato a la hora de la comida, ¿no crees?
¡Espero que la disfrutes!





CREMA DE HINOJO Y CHIRIVÍAS



Hoy quiero compartir contigo una receta muy, muy rica. Se trata de una Crema de hinojo y chirivías, que con los ingredientes que lleva, tiene un sabor y aroma, riquísimo. Y es que en casa somos muy dados a preparar cremas, purés y sopas, sobre todo ahora, para las noches de invierno. Aunque hay algunas que fresquitas para el verano, son perfectas! Pero esta, sin duda, es una crema para ahora, para las noches frío! Que no hay nada más apetecible que después de una jornada de trabajo y más si el día ha sido muy frío, que tomarte una crema calentita, o porqué no? un puré e incluso una sopa, las preferidas de mi hijo ♥
Pero hoy tenemos crema y te invito a que la pruebes, porque estoy segura de que es tan sencilla de elaborar y está tan rica, que seguro que repetirás. 
Además puedes incluso dejarla preparada por la mañana, como hago yo, que aprovechando cuando paro de trabajar para preparar la comida, suelo también aprovechar el tiempo y dejarme la cena lista, siempre que es posible, y en este caso, tratándose de una crema, es más que viable dejarla lista para la cena!


Vamos con la Receta.....



INGREDIENTES
330 gr Hinojo limpio y en trozos
100 gr Puerro limpio y en trozos
1/2 Cebolleta o 1 pequeña, cortada en trozos
190 gr Chirivías peladas y cortadas en trozos
250 gr Patatas peladas y cortadas en trozos
100 ml Leche de almendras 0% azúcares
Agua y una pastilla de caldo de pollo o Caldo de pollo
Sal
Pimienta negra molida
Aceite de Oliva Virgen Extra
Jamón Serrano cortado en lonchas finas y trozos pequeños

* Todos los ingredientes utilizados en la receta son ECO,
a excepción del Jamón Serrano.


ELABORACIÓN
1. Lava y limpia bien todas las verduras.
2. Corta el hinojo, el puerro, la cebolleta, las chirivías y las patatas en trozos de unos 2 cms.
3. En una cazuela a fuego medio, echa unas 2-3 cucharadas de aceite y cuando esté caliente, añade la cebolleta. Deja que esta se cocine unos 3-4 minutos y añade el puerro. Cocina ambos ingredientes juntos, unos 3 minutos.
4. Ahora añade el hinojo, las chirivías y las patatas, y rehoga bien todos los ingredientes juntos durante 5-6 minutos. Removiendo de vez en cuando. 
5. Añade sal y pimienta al gusto.
6. Incorpora el caldo de pollo o agua con una pastilla de pollo. En mi caso he utilizado caldo de pollo que tenía hecho del día anterior, pero puedes utilizar agua y una pastilla de caldo de pollo sin problema, yo lo he hecho en alguna ocasión cuando no tengo caldo. Cubre con el caldo o el agua, las verduras. 
7. Coloca la tapa de la cazuela dejándola un poco abierta por un lado y deja que se cocine unos 15-17 minutos. (El tiempo dependerá un poco del grosor de las verduras).
8. Cuando esté listo, retira la cazuela del fuego y con una batidora tritura todo hasta obtener una crema. Si ves que tienes demasiada agua, (aunque no debería si solo has cubierto las verduras) retira un poco de este agua, para que no se quede demasiado líquida la crema
9. Coloca de nuevo al fuego la cazuela con la crema y añade la leche de almendras.
10. Rectifica de sal y pimienta si fuera necesario y deja que se cocine otros 5-6 minutos más.
11.Retira del fuego y reserva.
12. En una sartén a fuego medio, coloca unos trocitos de jamón serrano y hazlos a la plancha por ambos lados 1-2 minutos. Lo justo para que cojan un punto un poco crujiente en los bordes, pero que se sigan manteniendo blandos en su mayoría.
13. Echa la crema en el plato y coloca sobre esta unos trozos de jamón. Por último puedes aprovechar a decorar por encima con unas ramitas del hinojo, y ya está la crema... ¡lista para comer!


Espero que te haya gustado la receta de hoy. Una receta muy apetecible en estos días fríos de invierno y de los que aún nos quedan un pocos!

¡Nos vemos la próxima semana, con una nueva receta!
Mientras.....¡ser felices!




BIZCOCHO DE ESPELTA CON CACAO Y NARANJAS VALENCIANAS

28.1.19


¡Estrenamos Blog! Y.... ¡Celebramos los 6 añazos que hace que empezamos con el! Y estamos muy, pero que muy contentos con el nuevo diseño y con todos los años que llevamos compartiendo recetas con todos y cada uno de vosotr@s! Y digo estamos en plural... porque aunque soy yo la que siempre os escribe y habla, e incluso la que sale en las fotos...conmigo, a mi lado, siempre está el amore. Juntos hacemos equipo para que las fotos salgan bonitas y las recetas tan ricas! 

Y hoy estamos muy felices, por haber cumplido ¡6 añazos! y porque creemos que le hemos dado un diseño muy bonito al Blog y sobre todo, que ahora lo vemos más organizado para buscar de manera más sencilla  e intuitiva las recetas. Solo esperamos que os guste y que paséis tiempo por aquí con nosotros, que nos encanta teneros cerca!

Y como no podía ser de otra manera, en una celebración no puede faltar un dulce, y nos hemos decidido a celebrarlo con un Bizcocho la mar de rico! Que desprende una aroma delicioso desde el momento en el que estás preparándolo y una vez entra en el horno... su aroma a cacao y naranja, ¡inunda toda la casa! Y todo gracias a esas ricas naranjas valencianas que hemos utilizado para prepararlo. Unas naranjas que nosotros mismos hemos recogido aprovechando que bajamos un fin de semana larguito a la terreta para estar con los amigos, y de paso echar una tarde fabulosa en el terreno de mi amigo valenciano que cultiva naranjas, mandarinas, limones y aguacates! Y que deciros.... que estamos con unas ganas locas de volver a por más! Y os aseguro que lo haremos, porque no podría vivir sin mi Valencia, donde siempre que podemos nos escapamos y los veranos son más que sagrados alli, en la terreta ♥.


En este pequeño collage de fotos de un fin de semana tan maravilloso, podéis ver a mi pequeño príncipe, Alex. Aunque de pequeño ya empieza a tener poco....¡que rápido pasa el tiempo!. También está el amore,  Óscar, con quien hago equipo. Y mis dos grandes amigos, que son una parte muy importante de mi vida! 

Y ahora ya sí, vamos con esta riquísima receta,
¡Que hay celebrar el nuevo diseño del Blog y su Cumple!



Para elaborar este Bizcocho de espelta con cacao y naranjas, hemos utilizado....


INGREDIENTES
Para el Bizcocho
4 Huevos medianos
40 gr Panela*
90 ml Aceite de Oliva Virgen Extra*
Ralladura de 2 naranjas valencianas**
Zumo de 1 naranja valenciana (65 ml)*
10 ml Extracto de vainilla orgánico*
300 gr Harina de espelta integral molida a la piedra*
10 gr Levadura en polvo
1 Pizca de sal
40 gr Cacao puro en polvo
120 ml Leche de avena sin azúcares añadidos*
Para la crema de chocolate
80 ml Nata 35% materia grasa
35 gr Chocolate negro 70%*
Para el molde
Un poco más de harina y un poco de mantequilla para encamisar el bol*

* Ingredientes ECO
** Naranjas Valencianas, sí! De las ricas, de las auténticas, de aquí de la terreta! Recogidas por nosotros mismos de los naranjos de mi amigo, en un pueblito Valenciano!

ELABORACIÓN
* El molde que he utilizado tiene un diámetro de unos 24 cms, pero el bizcocho no subirá
lo suficiente para llenar el molde (se quedará un poco más de la mitad),
ya que la harina que utilizamos es integral de espelta.

1. Calienta el horno a una temperatura de 180°, con calor arriba y abajo.
2. Encamisa el molde untándolo con la mantequilla y espolvoreándolo con la harina. Dale un pequeño golpe con el molde hacia abajo, para retirar el exceso de harina que haya podido quedar.
3. En un bol echa los huevos junto con la panela y bate a velocidad media durante 1 minuto.
4. Incorpora el aceite y de nuevo bate a velocidad media, medio minuto más.
5. Ahora, añade la vainilla, la ralladura de naranja y el zumo de uno de las naranjas y mezcla bien todos los ingredientes batiendo 30 segundos.
6. Añade la harina, la levadura, el cacao y la sal, y mezcla batiendo 1 minuto a velocidad media.
7. Por último añade la leche de avena y mezcla de nuevo 1 minuto más a velocidad media.
8. Hecha la masa en el molde, quedando esta bien repartida.
9. Hornea durante unos 25-30 minutos.
10. Comprueba que está hecho antes de sacarlo, pinchándolo con un palito y viendo que este salga limpio.
11. Coloca el molde sobre una rejilla y deja que se temple unos 5 minutos antes de sacar el bizcocho del molde. Después vuelve a colocar el bizcocho sobre la rejilla para que termine de enfriarse.
12. Antes de servirlo, coloca un cazo a fuego bajo y echa en el la nata y el chocolate en trozos. Con unas varillas remueve constantemente hasta que se haya derretido por completo el chocolate con la nata y tengamos una crema de chocolate bien rica que echaremos por encima del bizcocho para servirlo con un toque calentito, que lo hará aún más rico!

Ya está listo, así que....¡todos a la mesa!


Espero que os haya gustado la receta.
¡No os perdáis la próxima!




HOGAZA INTEGRAL DE VINO

16.1.19


Para mí, poder elaborar el pan en casa en sinónimo de placer, por eso aunque los fines de semana me encanta poder disfrutar de planes que hemos programado o que simplemente surgen con mis chicos, también me gusta reservar un poco de ese tiempo libre para poder preparar pan en casa de vez en cuando. 

MAGDALENAS CLÁSICAS

15.1.19


Si es que no hay nada más rico que unas clásica Magdalenas para desayunar, para merendar y para cualquier momento del día, ¿no crees? Sin duda los dulces de toda la vida, a mi parecer, son los mejores. Cierto que cualquier dulce especiado me pierde, pero si me pones unas Magdalenas de las de toda la vida delante.....ufff me pones en un gran aprieto!, aunque no creo que me equivoque al decirte que iría directa a por las Magadalenas!! Así que....

...que te parece si nos preparamos unas deliciosas Magdalenas de las de mojar sin parar???



MAGDALENAS CLÁSICAS

Ingredientes
200 gr Harina de trigo molida a la piedra
1 Sobre de levadura
Ralladura de la piel de un limón
3 Huevos
70 gr Azúcar (En esta ocasión unas magdalenas clásicas no lo serían si el azúcar blanco, pero puedes utilizar Panela sin problema, porque yo la suelo utilizar en algunas ocasiones)
50 ml Leche
(Puedes sustituirla por Leche de Almendras si lo prefieres. Yo no suelo tolerar muy bien la leche en crudo, pero cocinada algo mejor, aún así, hay veces que preparo las magdalenas con leche de almendras sin azúcares y te aseguro que están deliciosas!)
180 ml Aceite de Girasol

Elaboración
Enciende el horno a 220°, con calor arriba y abajo.
Prepara una bandeja de magdalenas con las cápsulas para estas dentro de los huecos y reserva.
En un bol echa los huevos junto con el azúcar y los batelo durante unos 3-4 minutos, verás que blanquea y coge volumen. Añade el aceite, la leche, la ralladura de limón y de nuevo bate bien durante 1-2 minutos más.
En otro bol a parte tamiza la harina junto con la levadura y añade esta mezcla a la anterior.
Mezcla bien todos los ingredientes y rellena con esta masa las cápsulas de las magdalenas, no más de 3/4.
Espolvorea con un poco de azúcar por encima cada una y mete la bandeja en el horno.
Hornea durante unos 18 minutos.
Cuando estén listas, coloca la bandeja sobre una rejilla y de que se temple unos minutos, antes de sacarlas de la bandeja y de nuevo colocarlas sobre la rejilla para que terminen de enfriarse.
*Recuerda comprobar antes de sacarlas del horno que están hechas, pinchándolas con un palito, pués el tiempo de horneado puede variar un poco de unos hornos a otros.


¿Te apetece una?
Pues ves sacando la leche que ya están ¡¡listas!!

Espero que te haya gustado la receta de hoy!
Nos vemos pronto con nuevas recetas!


LA RECETA
  de Patricia